21:26h. Viernes, 15 de Diciembre de 2017

La izquierda marchita

rosamarchita

El partido socialista francés enarbolaba como símbolo de frescura y esperanza una rosa roja. Lejano luce en el tiempo cuando Mitterrand logró hacer del socialismo una fuerza importante de renovación y sumó en América Latina a Carlos Andrés Pérez, para mostrarle al mundo que el camino de este sistema no era necesariamente el esclerótico neocomunismo de Fidel Castro.

Después del trágico final de Salvador Allende, quién lamentablemente sucumbió después de la arrolladora y desmesurada presencia de Fidel en Chile, apareció en Brasil lo que prometía ser una versión distinta del socialismo a la cubana, representada por el sindicalista Lula da Silva, pero también él fue seducido por el encanto apocalíptico del cubano y juntos crearon el llamado Foro de São Paulo, organización que iba a sustituir, de alguna manera, a la internacional socialista y que agruparía todas las modalidades de una izquierda “anti imperialista”, incluyendo en su seno nada menos que a las FARC.

El último eslabón de la gran estrategia de Castro fue, literalmente, apoderarse emocionalmente de Chávez y con los recursos de Venezuela hacer posible la conversión de toda la América Latina a su peculiar modelo de sociocomunismo.

Los resultados de ese sueño que se tornó en pesadilla están a la vista hoy, cuando la izquierda de corte castrista está en desbandada, ya que hicieron palpable que el modelo propuesto no generaba progreso ni riqueza, sino -en la mayoría de los países- más pobreza y más corrupción.

Incluso en Francia y España los partidos socialistas se alejaron, tal vez iluminados por el sueño castrista, de lo que fueron las versiones impulsadas por Felipe González y François Mitterrand. Lo que ha llevado a sus respectivos partidos a un inevitable declinar y a ser substituidos, en Francia por la extrema derecha, y en España por un engendro académico de corte neo marxista.

Pero sin lugar a dudas, el país que ha logrado en 18 años marchitar la rosa socialista ha sido el que pretendió implantar el socialismo del siglo XXI y que lo único que logró fue generar miseria y corrupción. 

http://www.analitica.com/opinion/la-izquierda-marchita/

SIGA LEYENDO